viernes, 3 de octubre de 2014

Piden tomar precaución por presencia de ébola


NEW HAVEN-  Los Centros para el Control y Prevención de las Enfermedades (CDC) confirmó la aparición de un caso de ébola en los Estados Unidos. El paciente, cuya identidad no ha sido revelada, está ingresado y en aislamiento en el Hospital Presbiteriano de Dallas, en el estado de Texas.
El afectado viajó a Liberia, en África, y contrajo el virus. La agencia no ha dado a conocer el estado del enfermo.
El director del CDC, Tom Frieden, declaró que varias personas tuvieron contacto con el paciente entre el 20 de septiembre, cuando llegó a los Estados Unidos, procedente de Liberia y el 24 de septiembre, cuando mostró los primeros signos.
Las autoridades de Connecticut pidieron tomar las precauciones necesarias, ante la confirmación del primer caso de ébola en el país.
Los CDC publicaron una lista de consejos importantes para mantener a las personas del condado de Fairfield y New Haven protegidas de la enfermedad en la página web www.cdc.gov/vhf/ebola.
Los expertos explicaron que el ébola no es un virus en el aire. No se puede transmitir por estar en la habitación con alguien que está infectado. El virus se contrae solamente a través de contacto directo con los fluidos corporales de una persona o un animal infectado.
La enfermedad sólo se contagia cuando una persona infectada tiene síntomas, se dio a conocer.
Los síntomas del ébola incluyen: fiebre, dolor muscular, dolor de cabeza, vómitos, diarrea, erupción cutánea, disminución de la función hepática y renal y sangrado interno y externa, de acuerdo con los CDC.
No existe una cura conocida para el ébola. Los pacientes que contraen el virus son tratados con la atención de apoyo, como oxígeno, líquidos y transfusiones de sangre, pero el virus sigue resultando fatal en un 50 a 90 por ciento de los casos.
El gobernador Dannel Malloy ha sido informado sobre la situación y expresó que si bien el riesgo de un brote de ébola en los Estados Unidos es muy bajo, se tomarán las medidas para prevenir el brote en el Estado.
“Nuestro Departamento de Salud ha estado trabajando y se han comunicado con otras agencias federales y estatales para asegurar que esas medidas fuertes se apliquen para prevenir el brote del ébola en Connecticut”, declaró Malloy.
El Departamento de Salud Pública ha pedido a los hospitales de Connecticut asegurarse que pueden detectar a un paciente con ébola, proteger a los trabajadores de la salud para que puedan cuidar de manera segura al paciente, y responder de manera coordinada.
La agencia pidió a los hospitales completar una lista de verificación detallada para la prevención del ébola y devolverlo al Departamento de Salud Pública a finales de este mes. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

LinkWithin